LA CRÓNICA desde San Felipe; SENDEROS DE MI TIERRA... Willians Ojeda Garcia




LA CRÓNICA desde San Felipe-Estado Yaracuy-Venezuela.
En San Felipe


Por algo se dice que el pasado da lecciones de vida. Hay que ver lo que hacían nuestros ancestros en épocas donde apenas existían senderos minúsculos por donde pasaban los aborígenes entre copos y faldas de montañas y llanuras pantanosas que en tiempos próximos comenzaron a utilizar bestias de carga.

Los ríos agitados que buscaban desesperados el mar ofrecían posibilidades de comunicación .Los invasores europeos que se alardeaban de ser los descubridores de todo, que todo comenzó a raíz de ellos, se encontraron con restos de antiguos caminos construidos seguramente por otras culturas anteriores a ellos y donde estaba la presencia de nuestros aborígenes.

En Yaracuy como en toda Venezuela las bestias de carga ayudaron abrir vías por donde los invasores acarreaban los productos agrícolas, minerales, maderas y todo lo que podían robar para comercializarlos en Europa a costa también del trabajo inhumano de los esclavos y criollos.

Eso se vio en San Felipe, eso se vio en muchas partes de Yaracuy, nada de eso era extraño en el pais. Los caminos eran difíciles, tan difíciles para las mismas bestias acostumbradas al trabajo rudo. Los invasores ordenaban construir brechas que les permitían el saqueo de las riquezas de la región como también la defensa de los aposentos usurpados.

Las guerras por la independencia y la federación permitieron poco desarrollo de vías aceptables para el transporte. Los poderosos invasores tenían el privilegio de utilizar los caminos y cobraban peaje mientras la tal Compañía Guicuzpoana con asiento en San Felipe ¨El Fuerte¨ pudo ¨mejorar¨ algunas vías sólo para facilitar su explotación de los fértiles valles yaracuyanos y así ¨ vender sus riquezas y cuanto podían llevarse sin permiso de nadie.

Y se utilizó el río Yaracuy y el mar y todo Golfo Triste en modestas embarcaciones por donde transportaban el cacao, café, añil, tabaco piedras preciosas entre tantas otras cosas importantes.Y los arreos de bestias cruzaban los caminos tortuosos entre la cadena montañosa de Yaracuy como la Sierra de Aroa, Fila La Enjalma, Fila Santa María, Cerro Zapatero, macizo de Nirgua con su cerro La Copa y Azul de Tucuragua con más de mil metros de altura desde donde se otea la desembocadura de sus ríos en el mar precedido de llanuras por donde circulaban los carruajes alados por bestias como mulas, caballos, bueyes y burros con sus cargas de ilusiones.

La crónica sanfelipeña puede atreverse descubrir cosas importantes de nuestros pueblos cuando ésta se ocupa de su esencia... Y la historia de Yaracuy que relata su gente marca un sitial importante en el ámbito venezolano. En nuestro país comenzaron a desarrollarse proyectos de caminos y carreteras y es en 1877 cuando se inicia la vía Puerto Cabello-San Felipe y para finales del año siguiente ya se habían construido los primeros 39 kilómetros del proyecto.

Bajo la presidencia del General Antonio Guzmán Blanco fue construida la carretera entre Valencia y Nirgua siendo terminada en 1877, iniciándose el tramo de la vía Nirgua-San Felipe.
Bueno después continuaremos contando estos pequeños relatos que pueden ser interesante para nuestros seguidores y con mucho gusto lo seguiremos haciendo en entregas próximas...La crónica puede ayudar en algo cuando no tiene flojera ni fatiga , entonces hay que hacer el intento.

Esta crónica pueden compartirla con quienes las deseen, es libre total

Centro de Historia del Estado Yaracuy-ICEY
williansyaracuy@hotmail.com 0416-8519938
.

Compartir en Google Plus

About radiomonta3

0 comentarios:

Publicar un comentario